Un legado digital óseo




El cráneo de la foto es de Bob, un bisonte estepario de la última glaciación de 36.000 años de edad. El Museo de Historia Natural de Idaho quiere acercar sus huesos —y todas sus colecciones completas— al gran público. La imagen de este cráneo forma parte de una mediateca virtual de objetos arqueológicos y fósiles escaneados que contiene de todo, desde el tiburón primitivo hasta arcos y flechas. Las imágenes en 360º de estas piezas de museo pueden girarse, rotarse y ampliarse, y tienen una resolución superior a la que puede percibir el ojo humano. El director del museo, Herb Maschner, dice que es un avance en el camino de la democratización de la ciencia y la preservación de los especímenes frágiles. Ya se han escaneado más de 15.000 huesos y objetos. Puedes contemplar al bisonte y sus compañeros en el Laboratorio de Virtualización de la Universidad de Idaho.



Entradas populares de este blog

La Estética Trascendental en Kant

Historia y progreso según Kant

Hallazgo sobre las sociedades prehistóricas europeas